Congreso Invecom, V Congreso Invecom 2015

Tamaño de fuente:  ##icon.font_small.alt##  ##icon.font_medium.alt##  ##icon.font_large.alt##

SIMBOLOGÍA DE LA IRA: LA IMAGEN COMO AUSENCIA, INCOMODIDAD Y REIVINDICACIÓN

Humberto Valdivieso

Última modificación: 2015-02-26

Resumen


Para la escritora norteamericana Tony Morrison en la historia hay omisiones tan notorias que nos abruman por sus fundamentos y propósitos. Se refiere a procesos de exclusión cultural y social definidos por las “marcas de las ausencias”, por los “huecos” que no pueden ser rellenados con discursos distintos a los que ahí estaban. En esos procesos la pregunta no es “¿por qué?” sino ¿cómo emergieron las condiciones que propiciaron esa desaparición? Susang Sontag propone que debemos aceptar el asedio de las imágenes perturbadoras, permitirles denunciar lo terrible que los humanos podemos llegar a ser. Walter Benjamin acusa a la Nueva Objetividad de transformar la miseria en un objeto sublimado, en un producto para el consumo. Pide convertir al artista en transformador.

En los discursos visuales lo ausente puede elaborar significados tan determinantes como lo presente. Entonces, reconocemos el papel cuestionador de ciertas representaciones, no porque documentan lo ocurrido sino porque señalan los vacíos. La imagen más que un testigo puede ser un activista incómodo. Más que registrar o ilustrar un suceso, puede señalar, revelar y restituir lo que ocultaron la censura y la exclusión.

A partir de las ideas de Morrison, Sontag y Benjamin la ponencia expone discursos donde la comunicación y la construcción semiótica de significados tienen su fundamento en lo ausente. El análisis abordará muestras representativas de la fotografía, la caricatura y el grafismo político del siglo XXI. Las conclusiones ofrecen el primer avance de una investigación donde examino tendencias de la comunicación visual, de corte activista, propicias para la retribución.



Añadir comentario